POLÍTICA

BRASIL EN LLAMAS

Lula no se entregó y crece la tensión por su inminente detención

Lula no se entregó y crece la tensión por su inminente detención

El ex presidente se encuentra desde ayer en la sede del sindicato de metalúrgicos en San Pablo.

Lula ya es un rebelde. Vencido el plazo otorgado por el juez Sérgio Moro para entregarse a la Policía Federal y quedar en prisión por haber recibido una supuesta coima.

El ex presidente se prepara para dirigirse a sus seguidores que acamparon en la sede del Sindicato de Metalúrgicos de Sao Bernardo do Campo donde pasó la noche.

En estos momentos los abogados del ex mandatario negocian con la policía federal una posible detención no violenta. "Se abrió un canal de negociación frente a la Policía Federal", dijo Marcio Pochmann, presidente de la Fundación Perseu Abramo y economista del PT que estuvo reunido con Lula.

El juez no considera todavía prófugo a Lula ya que ahora le corresponde a la Policía Federal ejecutar la orden de prisión.



MÁS DE POLÍTICA